José Luis Correa

JOSE LUIS CORREA 

(Las Palmas de Gran Canaria, 1962), Es profesor de Didáctica de la Lengua y la Literatura en la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria y escritor. 

Sus comienzos están relacionados con el relato, cuentos breves que escribe para sus estudiantes de instituto. Algunos de ellos tuvieron la fortuna de cosechar diferentes premios: el Julio Cortázar (La Laguna, 1998) o el Campus (Las Palmas, 1999). Y otros han sido publicados en la antología ¿Qué quieres que te diga? y otros cuentos. 

A finales de los noventa comienza una carrera de novelista que ha sido refrendada con otras importantes distinciones: Premio Benito Pérez Armas (S. C. de Tenerife, 2000), tiene un Premio Ciudad de Telde (2001), Premio Vargas Llosa (Murcia, 2002). Su aportación más conocida a la novela, es la de un personaje que ya forma parte del imaginario de la negra moderna: el detective Ricardo Blanco. La saga se inicia con Quince días de noviembre y continúa con Muerte en abril, Muerte de un violinista, Un rastro de sirena, Nuestra señora de la Luna y Blue Christmas (todas editadas por Alba). Su obra ha sido traducida a varios idiomas (alemán, finlandés, italiano). 

OBRAS DEL AUTOR

Título: La noche en que se odiaron dos colores

La noche en que se odiaron dos colores es la décima entrega de una saga que narra el universo literario de Correa. Cuando Ricardo Blanco recibe la visita de Niágara Caballero denunciando el secuestro de su padre, un fotógrafo retirado, el detective está lejos de imaginar las implicaciones que esa desaparición lleva consigo. Comenzará una lucha desaforada por encontrar con vida a Humberto Caballero y mantener el ánimo de su hija, pero lo que se inicia con una simple búsqueda deriva en una maraña de complots y desencuentros que desemboca en una guerra entre colombianos y libios.

Publicado por Alba Editorial (Año 2019), Páginas 264.

Título: El detective nostálgico 

Estamos ante una nueva novela negra de la serie de Ricardo Blanco, pero, en este curioso caso, el protagonista es también la víctima de la historia. Efectivamente, nada más empezar, el detective es atacado y herido por un desconocido en la entrada de su casa. Ricardo Blanco ha sobrevivido pero necesita averiguar quién lo quiere muerto, a quién ha hecho tanto daño. Empieza así un misterioso viaje por la isla de Gran Canaria, que es también un viaje interior. La obra, que mantiene todos los rasgos de la literatura de Correa, es esta vez, más que una novela negra, una reflexión sobre la condición humana y un tratado íntimo sobre el miedo. 

Publicado por Alba Editorial (Año 2017), Páginas 216.

Título: Mientras seamos jóvenes

Cuando el cuerpo sin vida de una estudiante aparece en un zaguán de Las Palmas, y el supuesto asesino solicita su ayuda, Ricardo Blanco no sabe que se enfrenta a uno de los casos más complejos de su carrera. A medida que se adentra en la investigación, no está seguro de que su cliente se merezca el tiempo y el esfuerzo que requeriría librarlo de una conde-na que todos dan por segura. En Mientras seamos jóvenes, la nueva novela de José Luis Correa, ambientada en el mundo universitario, verdades y mentiras se entrecruzan. Los que deberían defender al sospechoso parecen empeñados en su condena y, en cambio, los que rivalizan con él proclaman su inocencia. Las relaciones viciadas, los conflictos generacionales, las intrigas académicas dan vida a una historia que tiene los ingredientes que han hecho de Correa una de las voces más genuinas del panorama literario actual: un ritmo vertiginoso, una visión socarrona del mundo y un lenguaje poético que abren un espacio original y muy sugerente en el mundo habitual de la novela negra.

«Ritmo cinematográfico, a veces trepidante. Pero con tiempo para respirar. La narración discurre directa, natural, sincera, concisa.» Juan Cruz

«¿Alguien dijo que la novela negra había exhalado su último suspiro? Correa muestra que el género está vivo y en muy buen estado de salud.» La Verdad Digital

Publicado por Alba Editorial (Año 2015), Páginas 232.

Título: El verano que murió Chavela 

Todos los muertos deberían valer lo mismo. Sin embargo, en tiempo de crisis hay muertos y muertos. Cuando aparece en un callejón de la Isleta el cuerpo sin vida de un extranjero con un agujero de bala en la nuca la policía de Las Palmas de Gran Canaria no tiene por dónde empezar. Si, además, resulta que ese extranjero no es americano ni alemán ni inglés y que ese cuerpo no lo reclama nadie, la investigación se va ralentizando hasta casi el marasmo. Así que, tras una cena en la que la mujer del inspector Álvarez le lanza el guante, Ricardo Blanco regresa a la investigación de un crimen. 

Por el camino se topará con los restos de una guerra que se remonta a veinte años atrás entre bosnios y serbios. La identidad del muerto, la extraña voladura en una obra en construcción, la aparición de un viejo veterano del sitio de Sarajevo y la desaparición de un poeta libanés que asiste a un Congreso de Literatura son los ingredientes con los que José Luis Correa construye la séptima entrega de la saga de su detective canario. En esta ocasión, resurge la figura de una agente de policía que colaborará en la resolución del caso. De fondo, la ciudad en agosto, el estilo socarrón y desenfadado y la forma de narrar tan personal de Correa rematan El verano que murió Chabela. 

Publicado por Alba Editorial (Año 2014), Páginas 264. 

Título: Blue Christmas 

“El Marlowe canario, tan personal como lleno de humor.” Kerstin Strecker, Berliner Morgenpost El día de los Inocentes es tan buen día como otro para morir. Eso debió pensar Gervasio Álvarez cuando le dieron la noticia de la aparición de un cadáver. Andrea Mérida, viuda de militar, madre de tres hijos, pensionista, ha sido envenenada con un compuesto de cianuro. Nadie ha oído ni visto nada. Nadie puede explicar la causa del crimen. Nadie parece ganar con esa muerte. Por eso Álvarez decide rescatar a un buen amigo de su retiro voluntario. 

Publicado por Alba Editorial (Año 2013), Páginas 256. 

Título: Nuestra Señora de la Luna 

«El autor, con un lenguaje ágil y directo, en párrafos que difícilmente superan la docena de líneas, plagado de ironías y sutilezas, nos conduce por los pueblos de la isla y las calles de la capital en una trama en la que no existen los imposibles, «aunque éstos te asalten el cuello en mitad de la noche». Seguiremos leyendo aventuras de Ricardo Blanco, seguro.» Alejandro M. Gallo, La Nueva España El quinto caso del detective canario Ricardo Blanco. El lector intuitivo y sagaz acostumbrado a las novelas de José Luis Correa hallará en Nuestra Señora de la Luna, una versión más humana e íntima del personaje. El lenguaje, eso sí, es el mismo al que nos tiene acostumbrados: ágil, directo, irónico, lleno de sutilezas y humor. José Luis Correa ha logrado crear una pintura colorista del ambiente isleño y unos personajes entrañables. 

Publicado por Alba Editorial (Año 2012), Páginas 352. 

Título: Un rastro de sirena 

Un rastro de sirena es la cuarta entrega de una serie protagonizada por Ricardo Blanco. En esta ocasión, el detective canario se enfrenta al descubrimiento del cadáver de una muchacha que aparece en las costas de La Laja descuartizado. Con un tatuaje y un collar como únicos elementos para intentar desentrañar el crimen, Blanco se ve obligado a adentrarse en el mundo de la prostitución y tráfico de drogas de la isla. Un rastro de sirena es una historia vertiginosa de la que el lector no podrá escapar, unos personajes dinámicos a los que la trama coloca en el desfiladero, una expresión atrevida y una ironía sin límites con los que su autor ya se ha ganado un lugar en el panorama literario de nuestra lengua. 

Publicado por Alba Editorial (Año 2010), Páginas 240. 

Título: Muerte de un violinista

Muerte de un violinista se inicia con la súbita muerte del primer violín de la Filarmónica de Nueva York durante un concierto en el Auditorio de Las Palmas. La trascendencia internacional del caso y la necesidad de una gran discreción hacen que la policía recurra a los servicios del detective Ricardo Blanco para investigar lo que resultará ser un asesinato. Las sospechas se centran pronto en torno a uno de los miembros más recientes de la orquesta, la viola canadiense Juliette Legrand. Sin embargo, a medida que va escarbando en su pasado, Blanco se sentirá irremediablemente atraído por ella, lo que le producirá más de una complicación.

En esta entrega se descubren nuevos datos sobre el pasado y la personalidad de Blanco, un detective privado poco convencional, amante del jazz y la buena literatura. Estos elementos, junto a un variado elenco de personajes secundarios y a un sorprendente giro final, conforman una historia que consigue mantener en vilo al lector.

Publicado por Alba Editorial (Año 2006), Páginas 304.

Título: Muerte en abril

A Mario Bermúdez, un tipo oscuro y pusilánime, nadie le echó de menos cuando desapareció, un viernes de abril. Por eso su cadáver estuvo tres días descomponiéndose en el cuarto de baño. Pero cuando al viernes siguiente aparece otro hombre con los mismos síntomas de asfixia y también vestido de mujer, y más tarde otro, toda la ciudad de Las Palmas se conmueve.

Publicado por Alba Editorial (Año 2004), Páginas 224.

Título: Quince días de noviembre

A sus 44 años, Ricardo Blanco ha conseguido encauzar una vida sin norte montando en su ciudad, Las Palmas de Gran Canaria, una agencia de detectives. El encargo que le hace una bella mujer de investigar el aparente suicidio de su novio lo sumergirá en dos mundos seductores pero al cabo peligrosos: los bares, los cruceros y las fiestas de los «niños bien» de Las Palmas y la atracción fatal de su clienta.

Publicado por Alba Editorial (Año 2003), Páginas 192.